En Chile se generan casi 17 millones de toneladas de residuos sólidos al año —de las cuales 6,5 millones son domiciliarios— y sólo el 10% pasa a reciclaje. Nuestro país tiene una de las tasas más altas en materia de desecho en Latinoamérica y una de las más bajas en reciclaje.

Según estudios realizados por el Ministerio de Medio Ambiente, en Chile va a reciclaje cerca de un 5 % de los neumáticos, un 50 % de los aceites y lubricantes, un 7 % de las baterías, un 17 % de los equipos de informática y un 80 % de los papeles y cartones y menos del 2 % de grandes y pequeños electrodomésticos.

Es en este escenario que Mirador Placeres II continúa innovando, proponiendo en sus espacios un completo centro de reciclaje. Un espacio inédito en la zona a nivel de proyectos inmobiliarios.

Lo cierto es que esperamos que esta iniciativa sea imitada hacia el futuro por los proyectos de la V Región y del país en pos del cuidado del medio ambiente.